Ira Levin, Principal Invitado de la Opera de Sofía

Ira Levin, Principal Invitado de la Opera de Sofía

Ira Levin ha sido nombrado Principal Director Invitado de la Ópera de Sofía a partir de la temporada 17/18 que comenzará con Tristán e Isolda y Don Carlos. Con sus cuerpos estables dirigirá el ciclo completo de El Anillo del Nibelungo en el Teatro Bolshoi de Moscú en Mayo de 2018, que se repetirá de nuevo completo en Sofía en Julio de ese mismo año. En esa temporada dirigirá también Werther, Un ballo in maschera y conciertos sinfónicos.

Su debut operístico en EEUU tuvo lugar en Abril de 2017 en el Lincoln Center dirigiendo la brillante y raramente programada La Campana somersa, de Respighi, en la primera temporada de la reestructurada New York City Opera, que se saldó con unas críticas unánimemente entusiastas de los principales periódicos y revistas musicales. Poco antes había debutado en el ilustre Teatro de Ginebra con Der Vampyr, de Marschner, igualmente aclamada por público y crítica. También dirigió varios conciertos con Pulcinella de Stravinski con la Orchestra de la Suisse Romande. Este próximo Agosto dirigirá un programa doble con Pulcinella de Stravinski y Arlecchino de Busoni en el Centenario del Teatro San Pedro en Sao Paulo, Brasil.

Su colaboración con la Ópera Estatal de Hannover comienza en 2012 con Falstaff y en 2016 debuta en la Ópera Nacional de Bucarest con Oedipe, de Enescu. Tras dirigir un aclamado Lohengrin en el Teatro Colón de Buenos Aires en 2011, fue inmediatamente reenviado para dirigir Oedipe al año siguiente, lo que le llevó a ser nombrado Principal Director Invitado del teatro, donde permaneció hasta 2015, período en que dirigió nuevas producciones de Aleko, Francesca da Rimini, Die Frau ohne Schatten, Un Ballo in Maschera, Caligula, Idomeneo, Madama Butterfly, Werther, Don Carlos y El Ángel de fuego, además de numerosos programas sinfónicos.

Ha grabado dos CDs con obras de Michael Colina con la London Symphony en Fleur deSon/Naxos y otro con Royal Scottish National Orchestra and Chorus. A su grabación de la 6ª de Bruckner con la Symphony Orchestra of Norrlands Opera, la primera desde 1952, le siguió en 2017 la primera grabación mundial de la edición de 1892 de la 2ª Sinfonía con la misma orquesta.

Su orquestación de la monumental Fantasía Contrapuntística de Busoni formaba parte del programa de su exitoso debut en 2013 en la Sala Filarmónica de Berlín con la Berliner Symphoniker. Le siguió una orquestación de la Fantasía y Fuga sobre el tema BACH, de Liszt, trabajos que se interpretaron en Alemania, Finlandia, Brasil, Argentina y Uruguay. Su orquestación del Quinteto con Piano de César Franck tuvo su estreno mundial con la Filarmónica de Helsinki dirigida por Leif Segerstam in Octubre, las Cinco Piezas de Rachmaninoff lo fueron por la Filarmónica de Buenos Aires, Sinfónica de Porto Alegre y Orquesta del SODRE, Montevideo, y la de las Variaciones y Fuga sobre un tema de J. S. Bach, de Max Reger, lo hicieron en Turku, de nuevo bajo la dirección de Segerstam, y conoció su estreno español con la Filarmónica de Málaga y dirección del propio Levin, quien dirigió esta y otras obras de Reger con la Brandenburg Staatsorchester para un nuevo multi-DVD documental con motivo del Centenrario de Reger en 2016. Todas estas obras están publicadas por Ediciones Tilli, de Finlandia, incluido su último trabajo, la nueva orquestación de la Sonata para violin y piano de Respighi, publicada en Febrero de este año como Concierto para violín en si menor. Tilli ha publicado también su larga serie de transcripciones para piano solo de obras de Bach, Gluck, Schubert, Wagner, Chaikovski, Mahler, VillaLobos y Mozart, que se pueden escuchar siguiendo la partitura en youtube, interpretadas por el propio Levin.

 

 

James Judd en Quincena Donostiarra y Festival de Santander

James Judd en Quincena Donostiarra y Festival de Santander

La Asian Youth Orchestra emprende este verano, bajo la batuta de su director principal, James Judd, y de los maestros Richard Pontzious y Matthias Bamert, una gigantesca gira mundial que la llevará entre el 24 de Julio y el 3 de Septiembre, desde China, Japón y EEUU hasta Italia, Francia, Suiza, Alemania, Chequia, Bélgica y España, donde se la podrá ver en el Festival Internacional de Santander y en la Quincena Musical de San Sebastián. Como solistas figuran los violinistas Sarah Chang, Vadim Repim y Jan Mráček, y el pianista Gerhard Oppitz.

James Judd, director

Director Musical de la Orquesta Filarmónica de DaejeonDirector Musical de la Orquesta Filarmónica EslovacaDirector Emérito de la Orquesta Sinfónica de Nueva ZelandaDirector Musical de la Little Orchestra Society de Nueva YorkDirector Principal de la Orquesta Joven Asiática

El director británico James Judd sobresale tanto por su apasionada musicalidad como por su carismática presencia, en el podio y fuera de él. Conocido por su estilo extraordinariamente comunicativo y sus imaginativas programaciones, repite invitaciones desde Praga hasta Tokio, pasando por Estambul o Adelaida merced a su atractivo para público y músicos por igual.

James Judd llamó la atención internacional como Director Asistente de Lorin Maazel en la Orquesta de Cleveland y poco después como Director Asociado de la Orquesta Joven de la Comunidad Europea designado por Claudio Abbado. Desde entonces ha dirigido orquestas como las Filarmónicas de Berlín e Israel, Sinfónica de Viena, Gewandhaus, Leipzig, Praga, Nacional de Francia, Suisse Romande, Tonhalle de Zúrich, Sinfónica de Montecarlo, Filarmónicas de Bruselas, Rotterdam y Seúl, NHK de Japón o Mozarteum de Salzburgo, así como las principales orquestas inglesas, desde Birmingham, Hallé Orchestra, Royal y London Philharmonic, Nacional de la BBC de Gales o English Chamber. Es cofundador de la Orquesta de Cámara Europea, a la que dirigió en giras por EEUU, Europa y Extremo Oriente. Es habitual invitado en orquestas americanas como St. Louis, Montreal, Cincinnatti, Pittsburgh, Dallas, Seattle, Indianápolis, Utah, Vancouver y Ottawa. Como director de opera se presenta en la English National Opera con títulos como Il Trovatore, La Traviata, Il Barbiere di Siviglia, Rigoletto, y Le Nozze di Figaro, y en el Glyndebourne Opera Festival con La Cenerentola. También ha sido Director Artístico de la Florida Grand Opera entre 1993 y 1996.

Durante sus ocho años como Director Musical de la New Zealand Symphony Orchestra,  Judd llevó a la formación a un nuevo nivel de visibilidad y renombre internacional con aclamadas grabaciones para NAXOS de obras de Copland, Bernstein, Vaughan Williams, Gershwin y muchos otros. Otros puestos de responsabilidad incluyen el de Principal Director Invitado de la Orchestre National de Lille y catorce años como Director Musical de la Florida Philharmonic Orchestra. 

Destacado exponente de la música de Mahler, sus interpretaciones de este compositor han sido alabadas mundialmente. Su grabación de la Sinfonía nº 1 obtuvo la Medalla de Oro de Diapason y el Toblacher Komponierhäuschen a la mejor grabación de Mahler de año. Ha grabado también las sinfonías de Brahms con la Royal Philharmonic y obras de Copland, Steve Reich, Takemitsu, Gershwin, Bernstein, Bernard Herrmann Elgar, Lilburn, Vaughan Williams, Tippett y muchos otros en sellos como Decca, EMI y Philips, así como las operas completes de Meyerbeer y Donizetti en el sello Opera Rara.

Éxitos recientes incluyen un War Requiem de Britten en Bucarest, la Misa de Bernstein en el Festival de Radio France, representaciones de Carmina Burana en las ruinas de Masada, conciertos con la Filarmónica de Montecarlo, Orquesta de Cámara de Filadelfia, Nacional de Eslovenia o Noord Nederlands y Vadim Repim, conciertos en la Konzerthaus de Berlín dentro de los actos del centenario de Yehudi Menuhin, y dos largas giras con la New Zealand Symphony Orchestra y la Asian Youth Orchestra con motivo de su 25º aniversario.

 

 

Onofri y Ensemble Imaginarium en el FeMAP

Onofri y Ensemble Imaginarium en el FeMAP

El Ensemble Imaginarium, bajo la dirección de Enrico Onofri, debuta en el FeMAP, Festival de Música Antiga dels Pirineus, los próximos 14 y 15 de Agosto con dos conciertos el La Ser d’Urgell y Esterri d’Àneu. En formación de cuarteto con Alessandro Palmieri (violonchelo), Simone Vallerotonda (archilaúd), Ricardo Doni (clave) y Enrico Onofri al violín y dirección, el Ensemble Imaginarium ofrece un programa que, bajo el título La Voce del Violino, incorpora obras de Cima, Caccini, Fontana, Frescobaldi, Rognono, Marini, Rognoni, Pandolfi Mealli, Corelli, Vivaldi y Veracini. 

La Voce del Violino es un programa dedicado, principalmente, al repertorio virtuoso italiano para violín de principios del siglo XVII hasta finales del Barroco. El siglo XVII, en particular, era una época de gran agitación, donde los instrumentos musicales se liberan progresivamente de su función de mero soporte de las voces. El programa está dedicado también a Claudio Monteverdi en su 450 aniversario.

Ensemble Imaginarium

Fundado y dirigido por Enrico Onofri, Ensemble Imaginarium reúne a un grupo de músicos, todos ellos miembros de las más importantes formaciones mundiales dedicadas a la música antigua. En 2006, Imaginarium presentó con gran éxito su CD La voce nel violino, dedicado al repertorio para violín del barroc temprano italiano, y en 2010, un CD dedicado a las sonatas para violín solo de Vivaldi, incluyendo la célebre La Follia. El Ensemble Imaginarium realizó en 2013 la presentación internacional de El Trino del Diablo (Tartini, Veracini, Mossi, Bonporti), y en 2014 llevó a cabo la grabación de la Integral de las Sonatas para Violín de Arcangelo Corelli para el sello Passacaille. La última aportación discográfica está dedicada a las Sonatas y Partitas para violín de Bach solo a cargo de Enrico Onofri. 

Imaginarium es una formación de geometría variable que puede tocar desde en formato Trío hasta pequeña orquesta. Entre sus miembros principales están Riccardo Doni (clavecinista y organista de Il Giardino Armonico), Alessandro Palmeri (cello), Alessandro Tampieri (violinista, concerttino de la Accademia Bizantina), y Enrico Onofri (Violonista y director).

 

 

 

Hernández-Silva, curso magistral y grabación

Hernández-Silva, curso magistral y grabación

A lo largo de este mes de Julio el Maestro Hernández-Silva impartirá el Primer Curso Magistral de Dirección de Orquesta organizado por la Orquesta Filarmónica de Málaga, que tendrá carácter bienal, y transcurrirá en esta edición entre los días 17 y 22 de Julio. La OFM recibió 85 solicitudes para cubrir las 15 plazas activas del curso, uno de cuyos participantes podrá, a criterio de la orquesta, ser distinguido con el Premio Especial de la OFM, que supondrá su participación en un concierto del Ciclo ‘La Filarmónica Frente al Mar’, que tienen lugar en el Auditorio Edgar Neville de la Diputación de Málaga.

A continuación, entre el 24 y 28 del mismo mes de Julio, el Maestro Hernández-Silva se hará cargo de la grabación que la Orquesta Sinfónica de la Región de Murcia dedicará a la obra del Maestro Manuel Moreno Buendía, que incluye sus conciertos para flauta y violín y la suite Celtiberia. Con ese mismo programa inaugurará la temporada de la OSRM en Septiembre. En la grabación participarán como solistas Darling Dye (violín), Juan Antonio Nicolás (flauta) y Berna Perles (soprano).

Hernández-Silva

Hernández-Silva, que prorrogó recientemente su contrato con la Orquesta Filarmónica de Málaga hasta 2020 y cerró la temporada sinfónica del conjunto malagueño con una 3ª de Mahler que recibió extraordinarias críticas, debutará en la temporada 17/18 con la Orquesta Nacional de España en la inauguración de la temporada sinfónica del Auditorio de la Diputación de Alicante, y además de la OSRM visitará también otras orquestas como la OEx o la RFG, junto al extraordinario trompetista Pacho Flores, y regresará a la Orquesta Sinfónica Nacional de Puerto Rico, además retomar la actividad operística dirigiendo un Cosí fan tutte en el Teatro Cervantes de Málaga, con Berna Perles y Pablo García López en los principales papeles.

 

 

Berna Perles en el Festival de Granada

Berna Perles en el Festival de Granada

Berna Perles regresa al Festival de Música y Danza de Granada tras el clamoroso éxito (mundoclasico.com, La Opinión de Málaga) de su recital en el Festival de la Cueva de Nerja junto a José Bros y Rubén Fernández Aguirre. Berna Perles ya se había presentado en el evento granadino en 2014, también entonces junto a Fernández Aguirre. En esta ocasión, y como ganadora del Concurso de Ópera Mozart de Granada, lo hará acompañada por la Orquesta Ciudad de Granada y el maestro Pablo González, y junto a otros cantantes como Alicia Amo, Karina Demurova, Riccardo Fassi o David Alegret. 

Berna Perles

Nace en Málaga, donde obtiene el Título Superior de Canto en el Conservatorio Superior de Música de Málaga con Matrícula de Honor y Premio Extraordinario Fin de Carrera. Cursa un postgrado en el Conservatorio Santa Cecilia de Roma y completa su formación en el Opera Studio de la Accademia Nazionale di Santa Cecilia. Amplía sus estudios en Viena con la mezzosoprano Glenys Linos. Ha recibido clases magistrales de Renata Scotto, Mirella Freni, Mariella Devia, Teresa Berganza, Monserrat Caballé, Isabel Rey y Carlos Álvarez.

Ha sido premiada en numerosos certámenes y concursos de canto:
 Primer Premio de Juventudes Musicales de España; Primer Premio de la Muestra de Jóvenes Intérpretes de Málaga
(2009); Finalista del Concurso Internacional de Canto Manuel Ausensi
(2010); Finalista del Concurso Internacional de Canto Villa de Colmenar Viejo; Finalista del Concorso Lirico Internazionale Umberto Giordano (2012); Tercer Premio del Concurso Internacional de Canto de Logroño (2013); Finalista del Concurso Internacional de Canto Francesc Viñas (2014); Primer Premio y Premio del Público en el XIII Concurso de Nuevas Voces de Sevilla, Semifinalista de Concurso de Canto de Portofino (2016); Ganadora del I Concurso de Ópera Mozart de Granada y Primer Premio del Concurso de Canto de Logroño (2017).

Su trayectoria profesional le ha llevado a actuar, tanto en ópera como zarzuela y recitales líricos, en el Teatro dell’Opera y Auditorio Santa Cecilia de Roma, Konzerthaus de Viena, Teatro Comunale de Bologna, Opéra Royal de Versailles, Le pin galant de Mérignac, Palais des Festivals et Congrès de Cannes, Théâtre de Sète, Teatro Avenida de Buenos Aires, Teatros del Canal, Palau de la Música Catalana, Auditorio Nacional, Cervantes de Málaga, Principal de Zaragoza, Bretón de Logroño, Principal de Alicante, Gran Teatro de Córdoba o Manuel de Falla de Granada y ha cantado bajo la batuta de Dominique Rouis, Martin Mázik, Lorenzo Mariani, Edmon Colomer, John Axelrod o Manuel Hernández Silva y bajo la dirección escénica de Lindsay Kemp, Emilio Sagi, William Orlandi o Riccardo Canessa.

Ha interpretado, entre otros, los roles de Erste Dame y Pamina (Die Zauberflöte), Contessa y Marcellina (Le nozze di Figaro), Bastienne (Bastien und Bastienne), Donna Anna y Donna Elvira (Don Giovanni), Gilda (Rigoletto), Anna Bolena, Giulietta (Capuletti e Montecchi), Adina (L’elisir d’amore), Musetta y Mimì (La bohème), Liù (Turandot), Juliette (Roméo et Juliette), Micaela (Carmen), Costanza (L’isola disabitata). En zarzuela ha interpretado los roles de Ascensión (La del manojo de rosas), Carolina (Luisa Fernanda), Katiuska, y Marola (La tabernera del puerto).
En el campo sinfónico y oratorio ha interpretado El Mesías (Haendel), Stabat Mater (Pergolesi), Requiem de Mozart, Fauré y Verdi, Elijah (Mendelssohn), Novena Sinfonía (Beethoven), Misa de la Coronación (Mozart) y Carmina Burana (Orff).

Entre sus recientes y próximos compromisos destacan Micaela en Sevilla con John Axelrod, recitales en el Festival de Música Española de Cádiz y el Teatro de la Maestranza y Fiordiligi con la Orquesta Ciudad de Granada, Festival de la Cueva de Nerja, Festival Internacional de Música y Danza de Granada y Teatro Cervantes de Málaga bajos las batutas de Andrea Marcon y Manuel Hernández-Silva. Ha participado en la grabación de un CD de dúos, junto al barítono Carlos Álvarez, bajo el sello DN Records.

 

 

Domínguez-Nieto dirige Cenerentola en Alemania

Domínguez-Nieto dirige Cenerentola en Alemania

El director español Carlos Domínguez-Nieto dirigirá La Cenerentola de Rossini en el Wagenhalle de la Pasinger Fabrik de Munich los días 7 y 8 y 15 y 16 de Julio y en el Festival de Blutenburg los días 22 y 23 del mismo mes. Domínguez-Nieto, que viene de obtener un resonante éxito dirigiendo la 5ª Sinfonía de Bruckner con la Orquesta Filarmónica de Málaga el pasado mes de Mayo, y de grabar sendos discos con con Olga Scheps y la WDR Sinfonieorchester; y con Francisco Araiza y la Phiharmonie Südwestfalen, regresará este otoño a la BR Münchner Rundkunkorchester y a la Westfalen Festival Orchester.
 
 

Carlos Domínguez-Nieto

General Musik Direktor del Landestheater Eisenach durante siete años y director titular de la orquesta de cámara Concierto München desde su fundación en 1997, Carlos Domínguez-Nieto colabora habitualmente con algunas de las más relevantes orquestas centroeuropeas como la Bayerische Kammerorchester, Sinfonieorchester Basel, WDR Sinfonieorchester Köln, Orquesta del Mozarteum de Salzburgo, Hofer Symphoniker, Brucknerorchester Linz, Staatskapelle de Halle, Kammerorchester Bad Brückenau, Münchner Symphoniker, Württembergische Philharmonie, Nordwestdeutsche Philharmonie, Philharmonie Südwestfalen, Gürzenich Orchester Köln, Neue Philharmonie Westfalen, Baden-Baden Symphoniker, Westfalen Symphoniker, Nürnbergische Symphoniker, o la Orquesta del Festival de Westfalen; teatros como Landestheater Schleswig-Holstein, Niederbayern Landestheater Passau, Theater Münster, Ópera de Cámara de Múnich, Rokoko-Theater Schwetzingen, Stadttheater Klagenfurt, Münchner Puzzletheater, Südostbayerisches Städtetheater Passau, Kleinstes Opernhaus München, Staatstheater Meiningen; y festivales como el Wesftfalen Festspiele, Sommerfestspiele Dachau o Ekhof Festspiele Gotha. En España ha dirigido la Sinfónica de Navarra, Filarmónica de Gran Canaria, Real Filharmonía de Galicia, Sinfónica de Castilla y León, Orquesta de RTVE o Filarmónica de Málaga. También ha dirigido a la Filarmónica de Varsovia, Orquesta Sinfónica de Hungría, Orquesta de la Ópera Nacional de Hungría, Orquesta Metropolitana de Lisboa, Orquesta Filarmónica de Buenos Aires y la Sinfónica de Rosario en Argentina, la Orquesta de la Universidad Nacional en México y las Sinfónicas de Aragua, Falcón, Guárico y Mérida en Venezuela.

Nacido en Madrid en 1972, estudia piano, violoncello y composición en el Conservatorio Profesional de Música-Amaniel y en el Real Conservatorio Superior de Música de Madrid y composición y dirección de orquesta en la Hochschule für Musik und darstellende Kunst en Viena (Leopold Hager, Uros Lajovic) y en la Universidad Mozarteum de Salzburgo (Dennis-Russel Davis, Jorge Rotter). Termina sus estudios con las máximas calificaciones. En 1997/98 fue director asistente de la Joven Orquesta Nacional de España (JONDE) y de la Münchner Jugendorchester. En 1999 ganó por concurso el puesto de director asistente de Iván Fischer en la Orquesta Festival de Budapest. En 2001 ganó el primer premio en el 8º Concurso Internacional de Dirección de Orquesta de la Fundación Oriente de Lisboa. Ha dirigido la Orquesta Sinfóncia de Navarra, la Orquesta Sinfónica de Castilla y León, la Orquesta Filarmónica de Gran Canaria, la Orquesta Filarmónica de Varsovia, la Orquesta Sinfónica de Hungría, la Orquesta de la Ópera Nacional de Hungría, la Bruckner Orchester Linz, la Orquesta Metropolitana de Lisboa, la Orquesta Filarmónica de Buenos Aires y la Sinfónica de Rosario en Argentina, la Orquesta de la Universidad Nacional en México y las Sinfónicas de Aragua, Falcón, Guárico, Mérida en Venezuela.

 

 

 

 
Juanita Lascarro se incorpora a ACM Concerts

Juanita Lascarro se incorpora a ACM Concerts

ACM Concerts se enorgullece de anunciar la incorporación de la gran soprano colombiana afincada en Alemania, Juanita Lascarro. Miembro estable de la opera de Frankfurt desde el 2002, canta en teatros como La Monnaie de Bruselas, Ópera de los Países Bajos, Ópera de la Bastilla, Ópera de Colonia, Ópera Nacional de Gales, Teatro Real, Opera de Lausanne, Ópera de Montpellier, Het Musiktheater de Ámsterdam, Theater an der Wien, Opera Estatal de Viena, Ópera de Zürich, Covent Garden, Gran Teatro del Liceo, Opera North, Teatro Unter der Linden de Berlín, Gewandhaus de Leipzig, Wigmore Hall, Royal Albert Hall, etc.

También se ha podido ver a Lascarro en los festivales de Música y Danza de Granada, Bath, Aix-en-Provence, Steensgard, Festival de Música de Cámara de Cork, o los Proms de Londres, y ha trabajado con directores de la talla de René Jacobs, William Christie, Simon Rattle, Manuel Hernández-Silva, Lothar Zagrosek, Christian Thielemann, Antonio Pappano, Emmanuelle Haim, Jesús López Cobos, Kent Nagano, Lothar Zagrosek, Vladimir Ashkenazy, Sakari Oramo, James Conlon o Michiyoshi Inoue.

Lascarro ha brillado como Donna Elvira, Fiordiligi, Susanna, Despina, Contessa, Zerlina, Pamina, Papagena, Adina, Lucia, Violetta, Liu, Mimi, Musetta, Micaela, Julieta, Barbarina, Mélisande, Euridice, Daphne, Poppea, Antonia, Manon, Julieta, Lulu, Fiorilla en El Turco en Italia, Corinna en Viaggio a Reims de Rossini, Clorinda en Combattimenti, Oberto (Alcina), Atalanta (Xerxes), Aura (Celos aún del Aire Matan), Didone de Cavalli, Xenia (Boris Godunov), Mimi en La Bohème de Leoncavallo, Adele en El Murcielago, Sinja en La Pasión Griega de Martinu, Adèle en El Comte Ory, Manon en el Boulevard Solitude de Henze, Margarete en Faust de Gounod, Nuri en Tiefland de Eugène D’Albert, La Infanta en El Enano de Zemlinski, Agrippina de Haendel, Lauretta en Gianni Schicchi y Suor Angelica, los tres papeles protagonistas de Broucek de Janacek, Zdenka en Arabella, Ilia en Idomeneo, Agilea en Teseo de Haendel, Julietta de Martinù, Ninetta de Gazza Ladra de Rossinio como la princesa Laouli de L’étoilede Chabrier.

 

Su discografía incluye Los Cuentos de Hoffmann con el sello Erato, Der Zwerg, de Zemlinsky, con EMI; Der Silbersee de Kurt Weill, con BMG Classics, Die Verlobung im Traum de Krasa, con el sello Decca, una selección de música española para canto y guitarra con el sello Ópera Tres, La Sena Festeggiante con Alessandrini para Opus 111,  Duos de Händel con Virgin, una selección de musica de Falla con los guitarristas Katona, una producción de Händel “alla Turca” e Il Medonte de Myslivecek con Deutsche Hamonia Mundi, La Vera Costanza con el sello Capriccio en una compilación de Óperas de Haydn, y Julietta de Bohuslav Martinu para el sello Oehms.

 

 

 

Gran éxito del Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov en Granada

Gran éxito del Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov en Granada

Extraordinario concierto el ofrecido el pasado 29 de Junio en el Patio de los Mármoles por el Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov en el Festival Internacional de Música y Danza de Granada. ‘Un torrente de emociones llamado cuarteto Bretón‘ o ‘Música de cámara Cum Laude‘ fueron algunos de los titulares con los que la prensa saludó este concierto en que por primera vez confluían las trayectorias del Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov, una reunión de talento con vocación de continuidad, cuya próxima parada será la Fundación Juan March para presentar en primicia dos recuperaciones del patrimonio camerístico español, los quintetos de Tomás Bretón y Conrado del Campo. En el concierto de Granada el programa estaba integrado por el Cuarteto nº 1 de Gorecki, y por los quintetos de Granados y Shostakovich.

Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov

La reunión del Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov es mucho más que una colaboración puntual de unos músicos que se juntan para hacer un concierto. Confluyen en este nuevo quinteto intereses comunes por repertorios menos transitados y el ansia por prestar atención a la gran tradición española de la música de cámara, tan habitualmente desatendida. EL Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov prevén llevar al disco estos dos nuevos quintetos de piano que se incorporan al repertorio de la música de cámara española. Naturalmente, el Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov mantendrán sus trayectorias individuales y seguirán colaborando con otros artistas y formaciones, pero la música española de cámara tiene un nuevo grupo para su defensa, promoción y difusión. 

El Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov poseen por separado una relevante discografía que muestra a la perfección lo variado de sus intereses musicales. El Bretón -formado por Anne-Marie North, Antonio Cárdenas, Alberto Cle y John Stokes- ha grabado, entre otros las integrales de cuartetos de Jesús Guridi, Rodolfo Halffter, Alfredo Aracil o Juanjo Colomer, así como los Quintetos del P. Soler con Rosa Torres-Pardo (Ver en Spotify). Ludmil por su parte, ha grabado desde Chopin -autor por el que es internacionalmente reconocido- a Granados, pasando por Strauss, Kapustin, Moszkowski, Piazzolla o canciones de Pauline Viardot con la soprano Ina Kancheva (Ver en Spotify). Naturalmente hay ya proyectos discográficos en esta nueva formación de quinteto.

 

 

 

Hernández-Silva con la Baremboim-Said

Hernández-Silva con la Baremboim-Said

Este 29 de junio a las 20:30 el alumnado de la Academia de Estudios Orquestales pondrá el broche final al curso 2016/17 con un concierto en el Espacio Turina de Sevilla bajo la batuta del reconocido maestro Manuel Hernández-Silva, director titular de la Orquesta Filarmónica de Málaga. El programa del concierto incluye la Sinfonía n.º 41, K. 551 en do mayor Júpiter, de Wolfgang Amadeus Mozart, y la Sinfonía n.º 4, op. 120 en re menor, de Robert Schumann.

Este concierto tendrá además un componente social destacado, ya que la Fundación Barenboim-Said apoya la campaña de la Agencia de Naciones Unidas para los refugiados de Palestina en Oriente Próximo (UNRWA) cuando se cumplen 50 años de la ocupación de los Territorios Palestinos, donando a esta institución la recaudación íntegra de este concierto.

Academia de Estudios Orquestales

Además del alumnado de la Academia de Estudios Orquestales han sido invitados a participar en este concierto músicos de la Orquesta Joven de Andalucía y del Conservatorio Superior de Música Manuel Castillo de Sevilla. Para estos jóvenes intérpretes este concierto supone una destacada oportunidad de adquirir experiencia sobre el escenario y en la representación del repertorio orquestal, ambos aspectos decisivos en la formación del músico.

La Academia de Estudios Orquestales fue fundada en 2003 con el objetivo de crear una tradición de excelencia musical en la interpretación del repertorio orquestal mediante el perfeccionamiento técnico y artístico de su alumnado para facilitar su incorporación a orquestas profesionales. Esta institución ofrece asimismo una formación en valores, destacando la importancia de la participación de los músicos en la sociedad a través del hecho musical. El alumnado de la Academia proviene de diferentes ciudades andaluzas, así como de otras comunidades. Durante el curso reciben formación instrumental de alto nivel de la mano de prestigiosos solistas de la Real Orquesta Sinfónica de Sevilla, así como formación en música de cámara, participación en talleres orquestales y conciertos.

50 años de ocupación

El próximo sábado 10 de junio la ocupación militar israelí sobre Palestina alcanza los 50 años. Medio siglo de ocupación militar israelí sobre territorio palestino que cada día empuja a una situación humanitaria límite a casi 5 millones de palestinos y palestinas, entre ellos más de 2 millones de refugiados de Palestina sujetos a restricciones extremas de libertad de movimiento. Esta situación afecta directamente a su acceso a servicios básicos como la escuela, el empleo, las tierras agrícolas o la salud. Actualmente UNRWA trabaja para más de 5 millones de refugiados y refugiadas de Palestina.

Desde su creación la Fundación Barenboim-Said trabaja en Cisjordania a través del Proyecto de Educación Musical en Palestina con el objetivo de ofrecer una educación musical que favorezca un desarrollo cognitivo, social y emotivo equilibrado, ofreciendo a través de la música nuevas vías de expresión y de desarrollo de la imaginación, creatividad y personalidad de los alumnos y alumnas de un entorno desatendido cultural y socialmente.

Las entradas para este concierto benéfico ya están a la venta a través de la página web de ICAS a un precio único de 10 €. Los menores de 25 años tendrán un descuento del 50% en el precio de la entrada. Los asientos no están numerados. Este concierto cuenta con la colaboración del Instituto de la Cultura y las Artes (ICAS) Ayuntamiento de Sevilla.

 

 

Lírica en la cueva

Lírica en la cueva

RAÚL GONZÁLEZ ARÉVALO – mundoclasico.com
Nerja, domingo 25 de junio de 2017. Cueva de Nerja. José Bros, tenor. Berna Perles, soprano. Rubén Fernández Aguirre, piano. Arias y dúos de ópera y zarzuela. Charles Gounod (Roméo et Juliette), Jules Massenet (Werther), Gaetano Donizetti (Anna Bolena, L’elisir d’amore), Francesco Cilea (L’Arlesiana), Francisco Moreno Torroba (Luisa Fernanda, La petenera), Pablo Luna (El niño judío), Reveriano Soutullo (El último Romántico), Amadeo Vives (Doña Francisquita). Bis: Ruperto Chapí (Las hijas del Zebedeo), Pablo Sorozábal (La tabernera del puerto), Manuel Fernández Caballero (El dúo de La Africana). 58º Festival de Música y Danza Cueva de Nerja. Aforo: 400. Ocupación: 100%.
 
Siguiendo la estela del Festival de Música y Danza de Granada, el decano de los festivales españoles, en la localidad malagueña de Nerja se planteó hace casi seis décadas una versión reducida, integrada por cuatro o cinco espectáculos generalmente, dedicados a la música sinfónica, la lírica, el flamenco y la danza, que inició su andadura con la apertura de la Cueva al público. Grandes nombres y compañías han pasado por el marco incomparable que supone tenerla como escenario.
 
Este año el lírico ha sido el único espectáculo que se ha desarrollado en el interior de la cavidad. Los motivos de conservación se imponen. Para la ocasión se programó un recital de gran calidad. En el pasado han sonado grandes voces nacionales –las internacionales, como Kiri Te Kanawa, han sido una excepción– como Alfredo Kraus, Montserrat Caballé, José Carreras, Teresa Berganza, Juan Pons, Carlos Álvarez, Ainhoa Arteta, Ofelia Sala, Mariola Cantarero o Ismael Jordi. En esta edición se conjugaban la esplendida madurez artística de José Bros, que regresaba a Nerja, con la espléndida promesa que es Berna Perles. Les acompañaba al piano Rubén Fernández Aguirre.
 
No escuchaba a José Bros desde su apoteósico Pirata de Bellini en Ancona hace una década. Y juraría que, emulando a Fausto, ha hecho un pacto con el diablo para no envejecer. No es que tenga una magnífica técnica, que la tiene, y le permite afrontar una carrera dilatada con una voz sana después de abordar una cantidad importante de papeles. Es que pareciera que no pasan los años. Y aunque la voz ha ensanchado algo, hasta el punto de permitirle afrontar algunos personajes más líricos, el color sigue intacto, como la resonancia y la potencia de los agudos.
 
En varias ocasiones recordé al gran Alfredo Kraus, a quien escuché en el mismo escenario en 1996. Técnica belcantista. Dicción perfecta en italiano y francés. Estilismo supremo. Gusto y elegancia. Para más casualidad, incluso parte del repertorio compartido en este escenario: “Pour-quoi me réveiller” como presentación, con la voz perfectamente calentada; “È la solita storia”, fácil, sentida. “No puede ser”, apasionada. La clase y el rodaje eran evidentes en cada intervención.
 
Inevitablemente la sorpresa la dio Berna Perles. Sorpresa porque de Bros sabía qué esperar. Pero a la joven soprano malagueña la escuchaba por primera vez. La entrada con el “Vals de Julieta”, pieza clásica de presentación, reveló una voz más lírica que ligera, aunque con un registro agudo sobrado y cómodo. Dotada de agilidad, no es una virtuosa nata, como evidenció un tiempo más lento de lo habitual. Buen trino y buen francés. Y pensé que me hubiera resultado interesante escucharla también en la más difícil y menos virtuosa “aria del veneno” (“Amour, ranime mon courage”).
 
Mejor aún con la escena de la locura de Anna Bolena. Lástima que faltara la cabaletta final para rematar la composición. La tesitura más central permitió lucir la amplitud del centro y la solvencia del grave, revelando la homogeneidad del instrumento en toda su extensión, con independencia del registro. Una pronunciación especialmente cuidadosa del italiano, que enfatizaba el sentido del texto y lo aumentaba con recursos expresivos como piani de gran gusto, le permitió rematar un recitativo realmente bueno. En el aria lució un legato de altos vuelos, sosteniendo las largas arcadas de sonido en piano sin cansancio ni cortedad de fiato. Todo ello imbuido de una gran escuela belcantista. Habrá que seguir de cerca su evolución, tal y como se presentó tiene un espléndido futuro por delante.
 
En la segunda parte, dedicada a la zarzuela, destacó especialmente con El niño judío (“De España vengo”), donde exhibió de nuevo facilidad de emisión, la liquidez de los pianissimi, la magnífica dicción (en este caso en español) y el dominio del estilo. Con Bros el entendimiento fue total, en los dúos de Micaëla y Don José, Adina y Nemorino, Carolina y Javier, Fernando y Francisquita. Ambos remataron con un Dúo de La Africana simpatiquísimo.
 
No he hablado aún del tercer protagonista de la noche. Siempre es arriesgado presentar un recital de arias de ópera y zarzuela con piano. Lógicamente es imposible reproducir todos los efectos de la orquesta. Pero en esta ocasión reforzó el sentido de intimidad que transmitían un escenario reducido al mínimo y un aforo limitado. Rubén Fernández Aguirre, como buen conocedor de repertorio, distinguió perfectamente el ánimo que presidía cada pieza. Supo sostener a los cantantes en cada intervención con seguridad, un lujo sin afán de protagonismo. No en vano se ha consagrado como el pianista preferido de los cantantes líricos.
 
En definitiva, un broche a la altura de lo que se ha escuchado hasta ahora.
 
 
 
 
 
Estrellas en la Cueva de Nerja

Estrellas en la Cueva de Nerja

Crítica. Recital de José Bros, Berna Perles y Rubén Fernández Aguirre

Alejandro Fernández 28.06.2017 | 00:24 – La Opinión de Málaga

Tres grandes citas aparecían anotadas en la agenda como ineludibles el pasado fin de semana: la nueva entrega de la integral de los cuartetos de Shostakovich, la clausura de la Temporada Lírica en el Teatro Cervantes y, el pasado domingo y dentro del marco del Festival de Música y Danza de la Cueva de Nerja, la gala lírica protagonizada por el tenor barcelonés José Bros, la gran revelación de la escena nacional Berna Perles y el piano atento y convincente de Rubén Fernández Aguirre.

Los algo más de quince minutos de retraso sobre la hora programada, ajenos a los protagonistas de la velada, servirían para tomar conciencia de ese auditorio que la naturaleza ha ido formando durante milenios y que de alguna forma nos introducía al excepcional repertorio de páginas que tras una breve pausa alternó la lírica en la primera parte para continuar, tras el descanso, con una segunda parte dedicada al género nacional. Abriría el recital la soprano malagueña Berna Perles encarnando a una vibrante Juliette del primer acto de Roméo et Juliette de Gounod. Un vals, sí, un vals cantado ¡y cómo lo elevó hasta lo más alto! Derrochando instrumento vocal, agudos naturales y dejando entrever ese registro medio tan rotundo que posee Perles. Le dejó alto el listón al maestro de la escena que es José Bros. Bros es sinónimo de solidez vocal y no le importa la plaza donde lidiar que una vez en el escenario se transforma, como así hizo sentir en su primera aria, Pourquoi me réveiller del Werther de Massenet.

Perlas del repertorio belcantista para estas dos voces de corte dramático, afiladas y precisas, sorprendentemente bien ligadas brindando momentos de auténtica belleza formal y expresiva. Los dos dúos que compartieron Bros y Perles en la primera parte -Bizet y Donizetti- constituyeron, por sí mismos, la justificación para estar en Nerja no sólo como aficionado sino también como testigo. Dos generaciones se unían en un mismo escenario con otro gran protagonista de la velada como fue el piano de Rubén Fernández, siempre discreto, siempre atento y, por supuesto, con la habilidad de transformar su piano en un elemento más del cantante al que acompaña. Tras el descanso le llegó el turno a páginas de Moreno Torroba, Luna, Soutullo y el irresistible dúo ¡Le van a oír! de Doña Francisquita de Amadeo Vives con el que se cerraba oficialmente el desbordante recital ofrecido por estas dos grandes voces, que no dudarían en regalar tres propinas fuera ya de programa, rematadas con la jota No cantes más la Africana de Fernández Caballero. Nerja se convirtió en un imaginario Liceu para ser testigo de excepción del vuelo de una gran cantante de la mano de un maestro, por no hablar de una pareja artística a disputar por los grandes escenarios.

 

 

 
El Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov en el FIMDG

El Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov en el FIMDG

La 66ª edición del Festival Internacional de Música y Danza de Granada será el escenario de la presentación de una nueva colaboración artística del más alto nivel, un nuevo Quinteto que reúne al Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov. En la puesta de largo de esta nueva formación serán los Quintetos de Granados y Shostakovich las obras en programa, precedidas por el Cuarteto nº 1 de Henrik Gorecki. El concierto tendrá lugar el próximo 29 de Junio en el Patio de los Mármoles del Hospital Real de Granada.

Más adelante, en febrero, se les podrá ver de nuevo en acción interpretando dos quintetos del patrimonio histórico español, los Quintetos para piano y cuerdas en Sol de Tomás Bretón y en Mi de Conrado del Campo, que se interpretarán por primera vez en tiempos modernos a partir de recuperaciones musicológicas auspiciadas por la propia Fundación Juan March. En ese mismo escenario tuvo lugar la primera interpretación mundial del Cuarteto nº 8 de Conrado del Campo a cargo del Cuarteto Bretón.

Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov

La reunión del Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov es mucho más que una colaboración puntual de unos músicos que se juntan para hacer un concierto. Confluyen en este nuevo quinteto intereses comunes por repertorios menos transitados y el ansia por prestar atención a la gran tradición española de la música de cámara, tan habitualmente desatendida. EL Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov prevén llevar al disco estos dos nuevos quintetos de piano que se incorporan al repertorio de la música de cámara española. Naturalmente, el Cuarteto Bretón y Ludmil Angelov mantendrán sus trayectorias individuales y seguirán colaborando con otros artistas y formaciones, pero la música española de cámara tiene un nuevo grupo para su defensa, promoción y difusión. 

 

 

Importante Premio para Pacho Flores y Jesús González

Importante Premio para Pacho Flores y Jesús González

Pacho Flores y Jesús ‘Pingüino’ González han sido galardonados con la Medalla de Oro de los Global Music Awards en la categoría de Dúo Instrumental Clásico por su proyecto ENTROPÍA, plasmado en disco en el sello Deutsche Grammophon. El anuncio se produjo durante el concierto que Paquito D’Rivera y su Quinteto ofrecieron en el Palau de la Música de Valencia, con la Orquesta de Valencia y dirección de Vicent Alberola, y en el que invitó a Pacho Flores al escenario para interpretar juntos La Fleur de Cayenne, un tema que Paquito D’Rivera compuso y dedicó a Pacho a Flores.

Entropía es un viaje por algunos de los clásicos inmortales de la música popular latinoamericana como El día que me quieras y Por una cabeza, popularizadas por Carlos Gardel; La Comparsa, de Ernesto Lecuona; Bordel 1900 y Café 1930, de Piazzolla; o un popurrí de diversos temas de bossanova, com Aguas de Março de Tom Jobim, además de un tema original de cada uno; Café Madridde Jesús; y la sambinha Labios Vermelhos, de Pacho; interpretados con cornetas y fiscorno (Pacho Flores), y guitarra y cuatro venezolano (Jesús ‘Pingüino’ González). El disco, tercero de Pacho y segundo como artista exclusivo de Deutsche Grammophon, salió a la venta el pasado mes de abril y se presentó en una abarrotada Quinta de Mahler, presentado por María del Ser Guillén.

Pacho Flores y Pingüino estarán girando ENTROPÍA por diversos países, incluida España, a lo largo de la temporada 17/18, y en las siguientes temporadas 18/19 y 19/20 Pacho Flores estrenará en  EEUU, Europa y Japón tres nuevos conciertos de trompeta dedicados a él por destacados compositores que en breve anunciaremos en esta misma plataforma. Mientras tanto, prepara su tercer disco para Deutsche Grammophon junto a la Arctic Philharmonic y dirección de Christian Lindberg.

 

 

 

Berna Perles, recitales en Nerja y Granada

Berna Perles, recitales en Nerja y Granada

La soprano Berna Perles y el tenor José Bros, junto al pianista Rubén Fernández Aguirre, ofrecerán un recital en el Festival de la Cueva de Nerja el próximo domingo 25 de Junio. El programa se articula en torno a algunos de los mas bellos dúos de soprano y tenor de ópera francesa e italiana, y de zarzuela, con espacio para las intervenciones individuales por medio algunas de las más conocidas arias y romanzas.

Poco después, el 14 de Junio, Berna Perles participará, junto al resto de ganadores del Concurso de Ópera Mozart de Granda, en el concierto de clausura de la 66ª edición del Festival Internacional de Música y Danza de Granada, acompañada por la Orquesta Ciudad de Granada con Pablo González a la batuta, y un programa que recoge algunas de las arias y dúos más representativos de la producción operística del genio de Salzburgo.

Berna Perles

Nace en Málaga, donde obtiene el Título Superior de Canto en el Conservatorio Superior de Música de Málaga con Matrícula de Honor y Premio Extraordinario Fin de Carrera. Cursa un postgrado en el Conservatorio Santa Cecilia de Roma y completa su formación en el Opera Studio de la Accademia Nazionale di Santa Cecilia. Amplía sus estudios en Viena con la mezzosoprano Glenys Linos. Ha recibido clases magistrales de Renata Scotto, Mirella Freni, Mariella Devia, Teresa Berganza, Monserrat Caballé, Isabel Rey y Carlos Álvarez.

Ha sido premiada en numerosos certámenes y concursos de canto:
 Primer Premio de Juventudes Musicales de España; Primer Premio de la Muestra de Jóvenes Intérpretes de Málaga
 (2009); Finalista del Concurso Internacional de Canto Manuel Ausensi
 (2010); Finalista del Concurso Internacional de Canto Villa de Colmenar Viejo; Finalista del Concorso Lirico Internazionale Umberto Giordano (2012); Tercer Premio del Concurso Internacional de Canto de Logroño (2013); Finalista del Concurso Internacional de Canto Francesc Viñas (2014); Primer Premio y Premio del Público en el XIII Concurso de Nuevas Voces de Sevilla, Semifinalista de Concurso de Canto de Portofino (2016), Ganadora del I Concurso de Ópera Mozart de Granada, Premio Ferrar Salat en el Concurso Internacional de Canto Francesc Viñas (2017) y Primer Premio del Concurso de Canto de Logroño.

Su trayectoria profesional le ha llevado a actuar, tanto en ópera como zarzuela y recitales líricos, en el Teatro dell’Opera y Auditorio Santa Cecilia de Roma, Konzerthaus de Viena, Teatro Comunale de Bologna, Opéra Royal de Versailles, Le pin galant de Mérignac, Palais des Festivals et Congrès de Cannes, Théâtre de Sète, Teatro Avenida de Buenos Aires, Teatros del Canal, Palau de la Música Catalana, Auditorio Nacional, Cervantes de Málaga, Principal de Zaragoza, Bretón de Logroño, Principal de Alicante, Gran Teatro de Córdoba o Manuel de Falla de Granada y ha cantado bajo la batuta de Dominique Rouis, Martin Mázik, Lorenzo Mariani, Edmon Colomer, John Axelrod o Manuel Hernández Silva y bajo la dirección escénica de Lindsay Kemp, Emilio Sagi, William Orlandi o Riccardo Canessa. Ha participado en la grabación de un CD de dúos, junto al barítono Carlos Álvarez, bajo el sello DN Records.

 

 

Excelentes críticas de Hernández-Silva y OFM con la 3ª de Mahler

Excelentes críticas de Hernández-Silva y OFM con la 3ª de Mahler

Admirable construcción sinfónica

Por José Antonio Cantón, SCHERZO

Refiriéndose a esta imponente sinfonía, el propio Mahler llegó a decir a su amiga la violista Natalie Bauer-Lechner que en ella “pretendía construir un mundo (sonoro) con todos los medios técnicos a su alcance”. “Lo que quiero expresar es cambiante, siempre nuevo, y ese propio contenido determina su forma”, añadía. Este pensamiento ha sido el motor y guía que ha determinado el gran trabajo de montaje que ha realizado el maestro caraqueño Hernández Silva. Desde el grandioso y programático himno a cargo de las trompas que abre el primer movimiento, la exposición de cada una de sus partes fue encaminada en acentuada progresión expresiva al momento cumbre de su mensaje, cual es el Lento, tranquilo y hondamente sentido tiempo final.

Tal planteamiento fue una de las claves de la bondad estética de este concierto. Cada una de las secciones instrumentales de la orquesta, de modo singular la percusión, se entregaron absolutamente a los dictados de su titular, constituyendo el otro elemento causal de la admirable construcción musical alcanzada con esta obra, en la que Hernández-Silva demostró su sólida formación, mezcla de la mejor tradición vienesa con el espíritu y sentir latinos naturales de su origen hispanoamericano. La tensión del gesto fue el modo con el que expresó un primer tiempo, bien decidido en su cuidada medida, que sirvió como desencadenante efecto espectral de su compleja sonoridad.

Con un calmo y contenido discurso determinó la esencia combinatoria de los dos temas que contiene el segundo, dejando una plácida sensación. Del tercero hay que realzar la excelente intervención del solista Ángel San Bartolomé en su solo de fliscorno, que sustituía la post-horn (trompa postal) original, convertido en catalizador emocional de este movimiento, desde una unívoca colaboración con el podium. En el cuarto fue María José Montiel quien brilló con el lirismo canoro que proyectó sobre los zoroástricos versos de Friedrich Nietzsche, que expresan un eterno e infinito anhelo de gozo. Una gran conjunción coral se pudo apreciar en el quinto movimiento, debiéndose así de resaltar el excelente trabajo realizado por Salvador Vázquez y Narciso Pérez del Campo con sus respectivos coros. Hernández Silva alcanzó un verdadero estado de gracia en el último tiempo, sabiendo condensar todas las emociones de trascendente y profana religiosidad que quería transmitir Mahler en su música.

 

 

Un Mahler valiente

Por José Amador Morales, MUNDOCLASICO 

El último concierto de la presente temporada de la Orquesta Filarmónica de Málaga ha traído a los atriles nada más y nada menos que la Sinfonía nº3 de Gustav Mahler. Una suculenta prueba de fuego para músicos y, especialmente, para su actual director musical que recientemente ha renovado su titularidad ante la misma por otros dos años. No en vano, Manuel Hernández Silva está desarrollando una labor que, como sucediera en sus recordados años al frente de la Orquesta de Córdoba, puede matizarse en un sentido o en otro pero ante la que no cabe duda de que responde a un trabajo cualitativa y cuantitativamente bien hecho. 

Resulta significativo el contraste de la prestación del conjunto malagueño entre el concierto de presentación del mismo Hernández Silva hace más de tres años (que por cierto incluía los Kindertotenlieder)  con el que comentamos, revelando una notable evolución en cuanto a mero sonido. Aquí convenció por ese sutil juego de texturas, tan mahleriano por otra parte, que ya fuese densamente sinfónico o camerístico, demostró el acreditado conocimiento de este repertorio por parte del director hispanovenezolano. Y particularmente por esa capacidad para ir graduando una in
tensidad que, en cualquier caso, siempre estuvo a flor de piel y que desde luego desembocó en un movimiento final tan hermoso como rotundamente expresivo. En este sentido no hubo freno de mano, si se nos permite la expresión, en esta apuesta decididamente valiente y para nada conservadora que indudablemente tenía su riesgo. No encontramos esos atisbos de calculada contención o sobreprotección que son usuales cuando los intérpretes son conscientes que la obra les excede y en consecuencia asistimos a un Mahler con mayúsculas, en absoluto mediocre.
 
Por su parte, María José Montiel supo resaltar las principales virtudes de su voz (homogeneidad, proyección y color) al tiempo que disimular sus defectos (dificultades con el estilo, falta de idiomatismo, afectación…). El Coro de Ópera de Málaga y la Escolanía Santa María de la Victoria actuaron con pulcritud y entrega, al igual que unos músicos de la Filarmónica de Málaga que, pese a la – hasta cierto punto comprensible – irregularidad en el nivel de las prestaciones solistas, sin duda estuvieron a la altura de la obra.
 
 

Manuel Hernández-Silva dirige la ‘Sinfonía nº 3’ de Mahler con la Filarmónica de Málaga

14 de junio de 2017. Por Alejandro Fernández, CODALARIO

Como sabrán la Filarmónica de Málaga, más de un cuarto de siglo después, sigue sin el escenario ideal para poder realizar conciertos. Cuando hace un par de semanas escuchábamos la Quinta sinfonía de Bruckner de la mano de uno de sus grandes especialistas como es la batuta del madrileño Carlos Domínguez percibimos la misma mixtura de sentimientos entre pudor y asqueamiento, entre náuseas y falta de miras. Esta orquesta no merece ese trato por parte de las administraciones que las sostienen, pero una de las consecuencias de tanto formato bidimensional colgado es la realidad que vive y va a seguir viviendo la OFM en el horizonte más cercano. Especular con el arte sólo genera propaganda para beneficio de muy pocos.

Ha transcurrido más de una centuria del estreno de la Sinfonía nº 3 en re menor, de Gustav Mahler y da la impresión que continúa despertando la misma vehemencia e indiferencia en el auditorio. Manuel Hernández-Silva, titular de OFM también apostó, como en su día hizo Edmon Colomer, por el gran sinfonista de la escuela vienesa en el colofón de la temporada. Colomer la Segunda y Hernández-Silva la particular visión de la Creación que atesora la Tercera sinfonía. Mahler es uno de fuertes del director venezolano, e incluso podemos ir más allá al afirmar que está batuta es la gran embajadora de la escuela vienesa en nuestro país. A lo ya escrito nos remitimos, cada vez que el maestro aborda este pilar del repertorio queda ridículo el reconocimiento que supone el aplauso unánime del público. En el consciente colectivo aún continúan fijados dos referentes hasta llegar a esta tercera mahleriana; por un lado  el trabajo expuesto por  Bernard Haitink en los PROMS londinenses pasados junto a la London Symphony Orchestra (cómo no recordar también aquella impecable retransmisión guiada por Pérez de Arteaga desde Radio Clásica); y en un ámbito local, la inolvidable versión de la Sinfonía “Resurrección” y la OFM con el entonces titular Edmon Colomer.

La Creación de Mahler

Entre La Creación de Haydn y la Sinfonía en re menor mahleriana no sólo transcurre la centuria que las separa, también concurre la evolución de una escuela y la singularidad de dos decisivos discursos musicales. El bohemio supone también el nexo imprescindible entre un período y otro. Mahler en su particular visión de la Creación -plagada de angustias y preguntas sin respuestas- dibuja un escenario ascendente, no falto de sentido ascético. Hernández-Silva se valió de dinámicas contrastadas, pulso enérgico y acentuado sin menoscabo de remansos suspendidos como el Cómodo, scherzando del tercer tiempo. Cada movimiento formarían esferas dentro de un universo más amplio, la extensión del primer tiempo frente a la divina recreación del Lento final lo atestiguan. Ciento cuarenta y tres minutos de música en estado puro.

El reencuentro con el Coro de Ópera, y concretamente con las cuerdas femeninas del mismo no nos ha decepcionado. Trabajo medido y plegado a las sutilezas de la partitura gracias al esfuerzo de Salvador Vázquez, director de la formación coral que ha sabido aflorar una mayor calidad e intención vocal. Salvador Vázquez, a quien entrevistamos en exclusiva para Codalario el otoño pasado, debuta este próximo dieciséis en el podio de la Orquesta de Radio Televisión Española en el marco de los galardonados en el Concurso Permanente que organiza Juventudes Musicales de España. La Escolanía de Santa María de la Victoria que dirige Narciso Pérez del Campo cerraba el capítulo coral demostrando, una vez más, la intención del maestro y la ilusión que siempre transmite a sus jovencísimos cantores.

Otro de los pilares fijados por Hernández-Silva ha sido la apuesta por la mezzo española María José Montiel. Escuchar a la artista es siempre garantía de buen hacer independientemente de la plaza o el auditorio. Tal ha sido el grado de implicación de esta voz que incluso la emoción se asomaba en sus ojos en la segunda interpretación ante el auditorio del viernes. Entre la lectura del jueves y el viernes apenas diferencias quizás, tal vez, mayor serenidad en la última cita pero en cualquier caso un ejemplo de maestría en la forma y en la técnica.

Y finalmente, el conjunto, una orquesta especialmente recrecida con otros profesionales y futuros instrumentistas estratégicamente dispuestos por la batuta de Hernández-Silva. Pero si algo de inmenso tiene además la Tercera de Mahler son los vasos comunicantes que se establecen entre secciones como la introducción inicial de las ocho trompas o las distintas intervenciones solistas especialmente reseñables la concertino Andrea Sestakova; el papel concertante del fliscorno de Ángel San Bartolomé o en la percusión los dos timbaleros de la OFM Leopoldo Saz y Serguei Trishankov.

Concluye la temporada con el horizonte de una Sexta Sinfonía de Mahler en el cartellone de la Orquesta Filarmónica de Málaga para la próxima y la miseria de una programación que nuevamente vuelve a tener el mismo escenario que no por impropio, indigno, pero que ha agotado ya su ciclo.

 

 

 

María Espada con Koopman y la OSG

María Espada con Koopman y la OSG

María Espada canta la Pasión según San Juan de Bach con la Orquesta Sinfónica de Galicia bajo la dirección de Ton Koopman, los próximos 8 y 9 de Junio en el Palacio de la Ópera de Coruña. Junto a la soprano estarán también el tenor Ariel Hernández Roque, la mezzo Maarten Engel Tjes, el barítono Klaus Mertens, y el Coro de la OSG preparado por Joan Company.

María Espada

Nacida en Mérida (Badajoz), estudió canto con Mariana You Chi y con Alfredo Kraus, entre otros. Se ha presentado en salas como Konzerthaus de Viena, Philharmoniker de Berlín, Théâtre des Champs Élysées de París, Teatro Real de Madrid, Concertgebow de Amsterdam, Auditorio Nacional de Madrid, Santa Cecilia de Roma, Vredenburg de Utrecht, Teatro del Liceo de Barcelona, Palais des Beaux Arts de Bruselas, Palau de la Música Catalana de Barcelona, L’Auditori de Barcelona, Teatro de la Zarzuela de Madrid, Maestranza de Sevilla, Kursaal de San Sebastián, Auditorio de Zaragoza, Euskalduna de Bilbao, Auditorio de Galicia, Baluarte de Pamplona, Auditorio de Cuenca, etc.

María Espada ha cantado con directores como Frans Brüggen, Andrea Marcon, Aldo Ceccato, Jesús López Cobos, Josep Pons, Antoni Ros Marbá, Juanjo Mena, Salvador Mas, Ernest Martínez Izquierdo, Tamás Vásáry, Alberto Zedda, Diego Fasolis, Fabio Bonizzoni, Christophe Coin, Eduardo López Banzo, Giuseppe Mega, Adrian Leaper, Emil Simon, etc.; y grupos y orquestas como Venice Baroque Orchester, Orchestra of the 18th century, L’Orfeo Barockorchester, I Barocchisti, Orquestas de RTVE, Al Ayre español, Orquesta Filarmónica de Munich, Sinfónica de Barcelona y Nacional de Cataluña (OBC), Ciudad de Granada, Sinfónica de Madrid, Comunidad de Madrid, de la Radio Húngara, Sinfónica de Navarra, Sinfónica de Sevilla, Filarmónica de Málaga, Ciudad de Oviedo, La Risonanza , Ricercar Consort, Barroca de Helsinki o Barroca de Sevilla. Sus intervenciones en el ámbito de la música de cámara abarcan desde el barroco hasta el siglo XX y ha grabado para los sellos Harmonia Mundi y Naxos, entre otros.

 

 

Hernández-Silva cierra temporada con la OFM

Hernández-Silva cierra temporada con la OFM

Tras presentar la nueva temporada de abono 2017/18 con gran acogida de los mediosManuel Hernández-Silva clausura su tercera temporada como Director Titular y Artístico de la Orquesta Filarmónica de Málaga con sendos programas que contarán con la participación de Juan Pérez Floristán y María José Montiel como solistas, esta semana y la que viene, respectivamente. En el atril, el Concierto para piano nº 21 de Mozart y la 2ª Sinfonía de Schumann para los dos conciertos de esta semana, y la 3ª de Mahler para la siguiente.

Hernández-Silva se ganó a público y crítica desde su llegada a Málaga con programaciones variadas y atrevidas que profundizan en la memoria sonora de la orquesta al tiempo que se abren a nuevos repertorios; combinando la presencia de figuras consagradas internacionalmente con directores y solistas españoles y una decidida apuesta, marca de la casa, por el talento local; aumentando año tras año el número de abonados; asumiendo una gran responsabilidad en acciones sociales y divulgativas; estrechando lazos con otras instituciones culturales; aumentando la presencia y visibilidad de la OFM en la ciudad y la provincia; y obteniendo reconocimiento general por la senda de excelencia artística que ha tomado la orquesta bajo su dirección, lo que le ha valido una renovación anticipada de su contrato que prolonga su presencia al frente de la formación hasta el verano de 2020. 

Manuel_Hernández-Silva_Don_Giovanni_Quincena_San_Sebastián

Manuel Hernández-Silva, director

Se graduó en el conservatorio superior de Viena con matrícula de honor en la cátedra de los profesores Reinchard Schwarz y Georg Mark. En el año de su diplomatura ganó el concurso de dirección Forum Jünger Künstler convocado por la Orquesta de Cámara de Viena, dirigiendo a esta formación en la Konzerthaus de la capital austríaca.

Ha dirigido en grandes festivales internacionales y es un habitual invitado de las orquestas españolas y extranjeras. Ha sido director titular de la Orquesta de Córdoba, director principal invitado de la orquesta Simón Bolívar de Caracas, con la que trabajó intensamente durante más de cinco años, y director musical de la Orquesta Joven de Andalucía. Actualmente es director titular y artístico de la orquesta Filarmónica de Málaga. El maestro Hernández Silva ha desarrollado una intensa actividad docente, impartiendo cursos internacionales de dirección e interpretación, así como numerosas conferencias. Todo ello le ha valido el reconocimiento de los músicos con los que ha trabajado, el del público y el de la crítica especializada.

Ha actuado como director invitado con la WDR Sinfonieorchester, Sinfónica de Viena, de la Radio de Praga, Sinfonie Orchester Biel Solothurn, Rheinische Philharmonie, Sinfónica de Israel, Orquesta Sinfónica de Wuppertal, Filarmónica Janacek, Filarmónica de Seúl (Corea), Nord-Tchechische Philarmonie, Sinfónica de Karlsbad, Filarmónica de Olomouc, Orchestre de Mulhouse, Sinfónica de Puerto Rico, Nacional de Chile, Sinfónica de Venezuela, Filarmónica de Bogotá, Sinfónica Nacional de México, Municipal de Caracas o Sinfónica Simón Bolívar (Venezuela). En España ha dirigido a la Real Filarmonía de Galicia, Orquesta Ciudad de Granada, Oviedo Filarmonía, Orquesta de Extremadura, Sinfónicas de Murcia, Vallés, Bilbao, RTVE, Tenerife, Castilla y León, Principado de Asturias (OSPA), Comunidad de Madrid, Navarra, de Barcelona i Nacional de Catalunya, de Euskadi, Balears o Filarmónica de Gran Canaria o Filarmónica de Gran Canaria, y tiene previsto su debut en la Orquesta Nacional de España en la temporada 17/18.

 

 

 

Magníficas críticas para Domínguez-Nieto y OFM con 5ª de Bruckner

Magníficas críticas para Domínguez-Nieto y OFM con 5ª de Bruckner

Reproducimos a continuación tres excelentes críticas debidas a Alejandro Fernández, para La Opinión de Málaga; José Antonio Cantón, para Scherzo; y Manuel del Campo, para Diario SUR; de los conciertos realizados por Carlos Domínguez-Nieto al frente de la Orquesta Filarmónica de Málaga con al Sinfonía nº 5 de Anton Bruckner en programa.

Consumado bruckneriano 

 

José Antonio Cantón – Málaga. Teatro Cervantes. 25-V-2017. Orquesta Filarmónica de Málaga (OFM). Director: Carlos Domínguez-NietoObras de Anton Bruckner.

Hay obras de arte que quedan en la historia con tal fuerza, y a la vez razón de ser, que hay que recurrir a ellas periódicamente para alimentarse de su potencia estética y así no perder la perspectiva de la impronta de su distinción. Es el caso de la Sinfonía nº 5 de Anton Bruckner que, por las dimensiones de su plantilla, complejidad estructural y dificultad artística no es frecuente poder admirar desde la batuta de un enamorado, convencido e identificado maestro con la música de este gran sinfonista austriaco. Carlos Domínguez-Nieto, después de unos años, ha vuelto al pódium de la OFM para dirigir esta obra en el antepenúltimo concierto de su temporada de abono, sin haber generado la expectación que, por el resultado de su actuación, hubiera sido deseable. Así, el hecho de que la sala del teatro estuviera con escaso público, favoreció de algún modo la expansión acústica que requiere el sinfonismo de Bruckner que, de haberse producido en ese ideal, esperado y deseado nuevo auditorio de Málaga, hubiera significado una singular experiencia para el oyente.

Carlos Domínguez-Nieto

Desde su entrada en el escenario, el director irradió un aura de distinguida elegancia que llamó la atención de un auditorio expectante, sensación que se vio reflejada en los primeros pulsos del inicio de la sinfonía antes del Allegro subsiguiente. Esta lúgubre introducción sirvió de carta de presentación de la que sería a la postre una excelente interpretación. Domínguez-Nieto parecía como si tuviera gustosamente atrapada a la orquesta en la red de sus indicaciones, llena de detalles en lo técnico y diversa en lo emocional, hasta el punto de cautivar también al oyente que percibía como la cinética del maestro se reflejaba con rara correspondencia en cada compás de este movimiento, como el manifestado en el logrado contraste de dinámicas con el que transmitió su tercer tema para ir así preparando la coda, en la que acentuó el soberbio entendimiento que este músico tiene de esta sinfonía, que fue la preferida del autor aunque, desgraciadamente, nunca llegó a escucharla.

Tensión y serenidad fueron las armas que empleó en su planteamiento del Adagio, para así enfatizar la oposición temática en la que este se sustenta. El maestro impulsó al instrumento orquestal a que se asemejara a un órgano ideal desde sus enigmáticos pizzicati iniciales, contrastados por unos flautados a cargo de la madera que llevaban al oyente a un estado de meditación. Conseguido ese propósito inicial, la melodía, la armonía y el ritmo fueron sus aliados expresivos hasta llegar al candente segundo tema, donde dibujó con calculados gestos la grandiosidad sonora de su contenido. En este tiempo se confirmaba que el auditorio estaba ante un consumado bruckneriano, que conoce el camino a seguir para justificar sobradamente la extraña, compleja y a la vez simple belleza que encierra esta música, muy complicada para aquellos directores de irregular o escasa formación intelectual.

Esta cualidad se vio reflejada en cómo construyó el tercer movimiento, un asombroso Scherzo en el que Bruckner despliega todo su talento arquitectónico. Sus contrastes rítmicos y dinámicos fueron expresados con tal autoridad que no había por mínimo que rendirse ante la materialización sonora de un entendimiento superior a la vez que profundo, que sólo puede manifestarse después de un exhaustivo estudio, hasta el más mínimo detalle de cada uno de sus pentagramas, y un excelente trabajo de ensayo en un corto periodo de preparación y montaje como el que es habitual actualmente en las orquestas, lo que da una idea de su capacidad y seguridad como director. Su exposición del trío tuvo un exquisito destello romántico, posiblemente poco imaginable en una mente tan adusta, austera y religiosa como la que tenía este compositor.

Como si de un resumen de su actuación se tratara, hay que entender su interpretación del movimiento final de la sinfonía, coincidiendo con el planteamiento creativo del autor. Marcó los pasajes fugados con expansiva precisión, con determinante lirismo aquellos de manifiesto carácter melódico y de forma jubilosa y triunfante los episodios corales como se manifestó en la coda, donde la sección de metal de la OFM tuvo que dejar constancia de su capacidad en afinación, conjunción dinámica y potencia de emisión. El momento culminante fue la doble fuga final, con la orquesta llevada al más alto grado de sus posibilidades expresivas. El oyente culminaba así una experiencia de escucha que no es frecuente disfrutar. 

Sin duda, éste ha sido uno de los conciertos más importantes de la presente temporada de la OFM, significando una muy grata sorpresa la figura de este director para quien aquí suscribe, ante tanto colega de medio pelo sólo sustentados por soportes mediáticos fieles a los dictados de la mercadotecnia y a frívolos juicios de transmodernista e indefinida “puesta en valor”. Cada vez es más complicado encontrar un director que convenza ad intra y ad extra como lo hace Carlos Domínguez-Nieto, una figura en alza donde las haya en esta compleja y difícil profesión, y además, español.

Cuando la fe no basta

 

Alejandro Fernández 26.05.2017 | 23:51 – Filarmónica de Málaga – Lugar: Teatro Cervantes. Director: Carlos Domínguez-Nieto. Programa: Sinfonía nº 5 en si bemol mayor, WAB. 105, de A. Bruckner

La recta final de la temporada de la Filarmónica nos reserva tres citas de altísimo nivel artístico y, por qué no decirlo, ambiciosas. Ésa es la intención, cuestión aparte es la realidad o, mejor dicho, la soledad. Más allá del hecho puntual de descubrir una sala con apenas un par de cientos de asistentes (lo que tiene su propia reflexión y múltiples respuestas) la OFM sigue décadas después sin el contenedor necesario para desarrollar profesionalmente la actividad cultural para la que fue concebida. El auditorio no tiene como fin primero disponer cómodamente a sus abonados y aficionados, sino dotar al conjunto sinfónico de los elementos técnicos que permitan la acústica propia de una orquesta como la nuestra.

Bruckner estuvo solo, inmensamente solo pero como aficionado sigo reclamando menos paternalismos y sí la necesaria solución a las más que evidentes deficiencias acústicas del Cervantes, espacio en el que, por otro lado, estamos de prestado y precisa también otro debate sereno; entre el veinte por ciento y los jueves hay una realidad que se llama media de asistencia trufada por la propia idiosincrasia malagueña. Por todo esto, tras la monumental interpretación de la Filarmónica y Carlos Domínguez-Nieto en la batuta del quinto trabajo sinfónico bruckneriano la impresión es una mezcla de sonrojo, admiración y deseo.

El perfil decididamente internacional no sólo en el capítulo formativo, sino también profesional, focalizado en Centroeuropa, hace del madrileño Carlos Domínguez-Nieto toda una autoridad al considerar su perspectiva del gran sinfonismo. Nada queda a la improvisación, todo responde a un esquema centrado en el pulso y la dinámica que, más que ascenso, es una profunda evolución posible gracias a que respira la partitura. Ésa fue la proeza de Domínguez-Nieto en el podio de la Filarmónica, como otro atril más, en la lectura de Quinta Sinfonía de Bruckner. No hubo milagro, pero sí un trabajo para referenciar a nivel profesional y, de paso, inolvidable como oyente.

Un caminar lento, apesadumbrado, marcado por las cuerdas graves, antecedía al adagio-allegro inicial sobre una atmósfera opresiva que caracterizaría el primer tiempo dibujado por Domínguez-Nieto. Continuó un adagio suspendido, compacto y coherente de principio a fin; aquí la dirección incidió en las simetrías y paralelos que guarda con el movimiento inicial. El scherzo enlazado con el adagio precedente descubre en el tema danzante que guarda cierto espacio para distraer la tensión hasta la conclusión donde Domínguez-Nieto pudo extraer del conjunto una emisión rotunda. Durante toda la interpretación se sucedió algo más que complicidad entre músicos, la definición correcta no es otra que la suma de esfuerzos de los profesores y concretamente entre secciones, la solvencia de las maderas y el bruñido de los bronces en la construcción de la arquitectura sinfónica ideada por el compositor… Todo como un alegato a la fe y la convicción que la sostiene. Éste fue el Bruckner que nos hizo respirar Domínguez-Nieto.

 Acercándonos a Bruckner

 

Manuel del Campo – Diario SUR – 27.05.17 – Orquesta Filarmónica de Málaga – Carlos Domínguez-Nieto – Sinfonía nº 5 en si bemol mayor, de A. Bruckner

 

 

 

Jonathan Webb estrena una obra de Luis Taibo con la RFG

Jonathan Webb estrena una obra de Luis Taibo con la RFG

Jonathan Webb, principal director invitado de la Real Filharmonía de Galicia, vuelve por tercera vez esta temporada a Santiago para afrontar el estreno en Europa de la obra de Luis Taibo GarcíaSuite Sinfónica Galaica, una recuperación musicóloga llevaba a cabo por Beatriz y Alberto Cancela. El programa incluye también Sheherezade, de Rimsky Korsakov, y los conciertos tendrán lugar en Vigo, el jueves 25, y Santiago, el viernes 26 en un evento especial en la Praza da Quintana con motivo de las fiestas de la Ascensión.

Jonathan Webb

Estudia piano, violín, canto coral y dirección de orquesta en Manchester, donde debutó en el Teatro de Ópera con West Side Story. Llamado por Gary Bertini al Teatro de Ópera de Tel Aviv como director estable, dirigió numerosas nuevas producciones como Der Freischütz, Tosca, Madama Butterfly, Macbeth, Samson et Dalila, La Juive, Faust, Cenerentola, L’Italiana in Algeri, L’elisir d’amore, Lucia di Lammermoor, Jenufa o La zorrita astuta. Es invitado en numerosos teatros en toda Europa y colabora habitualmente con las más importantes teatros italianos, recientemente el Maggio Musicale Fiorentino, el Teatro Comunale di Bologna, o la Sagra Musicale Umbra en Perugia. Director invitado del Teatro Sao Carlos de Lisboa donde ha dirigido Eine Florentinische Tragödie, The Miserly Night, Il Barbiere di Siviglia, La Navarraise, Cavelleria Rusticana; en Sevilla The Rape of Lucretia; en Marsella The Saint of Bleeker Street; en Niza L’Histoire du Soldat; en Dublín Le Nozze di Figaro, Falstaff; o en Tenerife The Turn of the Screw. Ha dirigido en la Deutsche Oper de Berlín: Aufstieg und Fall der Stadt Mahagonny, La forza del destino, Carmen; en la Volksoper de Viena: Don Pasquale, Der Zigeunerbaron, Die Zauberflöte; o en Colonia La Traviata. Invitado por Valery Gergiev ha dirigido Lady Macbeth def Mtsensk en una coproducción entre la Kirov Opera y la New Israeli Opera.

Jonathan Webb ha dirigido numerosas óperas de Britten: The Rape of Lucretia en el Maggio Musicale Fiorentino; The turn of the Screw en el Comunale de Bolonia y en el Petruzzelli de Bari; The Rape of Lucretia, Peter Grimes y Billy Bud en el Carlo Felice de Genova; A Midsummer Night’s Dream en Bari, Pisa, Livorno y Lucca, Curlew River (Sagra Musicale Umbra). En el San Carlo de Nápoles Elegy for Young Lovers de Henze y Così fan tutte di Mozart; en la Fenice Tancredi y Elegy for Young Lovers; en el Massimo de Palermo Orfeo de Gluck; en Verona Le nozze di Figaro, Don Giovanni, Così fan tutte; en Trento Die Entführung aus dem Serail; en Ferrara y Modena The Death of Klinghoffer de Adams; en Livorno y Modena Cavalleria Rusticana y Pagliacci. También se ha prodigado mucho en Ravenna, Reggio Emilia y en los Teatri della Toscana (Traviata, Falstaff, Acis and Galatea). Y ha colaborado con importantes directores de escena como Daniele Abbado, Götz Friedrich, Hugo de Ana, Robert Carsen, Graham Vick, Pier Luigi Pizzi, Denis Krief, David Pountney, David Alden, Chiara Muti, Andrea De Rosa.

Ha dirigido la Orchestra de Santa Cecilia de Roma con The Kings Singers, la Camerata Strumentale di Prato, la Orchestra del Maggio Musicale Fiorentino en Florencia con ocasión del 70 cumpleaños de Henze. Ha sido también varias veces invitado por la Orquesta Sinfonica de Galicia y la Real Filharmonia de Galicia. En Israel ha dirigido la Jerusalem Symphony Orchestra, Israel Sinfonietta, Israel Chamber Orchestra. Ha collaborado con numerosos solistas como Shlomo Mintz, Vadim Repin, Fazil Say, Arabella Steinbacher, Louis Lortie, Alexander Toradze y un largo etcétera. Es invitado frecuentemente por numerosos festivales como Caesarea, A Coruña, Wexford, Caracalla, Settembre Musica con l’Orchestra della RAI di Torino e il Liturgica Festival de Jerusalem. Fue invitado por Seiji Ozawa al Saito Kinen Festival en Japón y ha dirigido la orquesta y ensembles del festival en gira por Japón y China. Le gusta trabajar con jóvenes y ha dirigido la Orchestra Giovanile Italiana di Fiesole, la Young Israel Philharmonic Orchestra, Orchestra e Coro Giovanile di Santa Cecilia con Oedipus in Kolonus (con motivo de la celebración de «Colosseo 2000» con la ejecución de un concierto en el Coliseo de roma por primera vez en 1.500 años) Ha recibido el «Premio Internazionale Ultimo 900 Pisa 2000 Nel Mondo» en Noviembre de 2004). Desde Septiembre de 2014 es director musical de la Camerata Strumentale «Città di Prato», orquesta con la que colabora regularmente desde 2002.

 

Pacho y Pingüino presentan ENTROPÍA en Galicia

Pacho y Pingüino presentan ENTROPÍA en Galicia

Tras su presentación, la pasada semana, en La Quinta de Mahler de Madrid, Pacho Flores y Jesús ‘Pingüino’ González, presentan ENTROPÍA, su segundo disco en Deutsche Grammophon, en el Auditorio de Vilagarcía de Arousa con un concierto y Master class.

Pacho Flores

Tomamos las palabras introductoras del texto de Álvaro Gallegos para las notas del disco:

De tanto en tanto aparecen figuras que provocan avances en su área de dominio, estrellas en el firmamento que inciden de manera decisiva en un ámbito de la música, sea un parámetro de esta, una estética, o bien un instrumento. Pacho Flores ha logra- do poner la luz más intensa de la candileja sobre la trompeta. Y no se trata solo de su depurado sonido, tan prístino que impresiona a cualquier oyente. Tampoco ha basta- do la prodigiosa técnica que deviene en el tan ovacionado virtuosismo que ha sacudido los principales escenarios donde se ha presentado. Es que Pacho ha conformado un prodigioso tándem con su fabricante de trompetas, Vicente Honorato de la casa Stomvi en España. Instrumentos hechos a medida del venezolano, explorando la amplia gama de la familia de las trompetas, siempre en búsqueda del mejor sonido, una perfección que se ajuste a su extenso repertorio. Podríamos decir que Pacho es lo más importante que la ha sucedido a la trompeta desde Miles Davis.

Su anterior álbum Cantar (DG 479 1068) dio significativas luces de lo antes descrito. Distintos tipos de trompetas, incluyendo el viejo corno da caccia, en un abanico de joyas musicales barrocas, con un pequeño salto al presente en una de las obras. Acompañado por una agrupación orquestal pequeña, el protagonismo absoluto de Pacho en ese trabajo se convierte en un diálogo íntimo con el auditor. Y ese intimismo, esa cercanía se acrecienta con el presente disco.

Aquí Pacho muestra otra faceta, más colaborativa, donde conforma un nuevo tándem, esta vez netamente musical, con su compatriota el guitarrista Jesús “Pingüino” González. Este es un músico que merece mayor atención por parte del orbe. Un poeta de la guitarra, versado en lenguajes más allá de su país de origen, es también arreglista y productor. En definitiva un músico latinoamericano cabal, y el complemento ideal para el versátil Pacho, que aquí pone su boca y sus dedos en cuatro tipos de cornetas, más el cautivante sonido del fliscorno.

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies